El Olympique Lyonnais eliminado por el PSG

El Olympique Lyonnais eliminado por el PSG

Saltó la sorpresa en la UEFA Women’s Champions League. El Olympique Lyonnais eliminado por el PSG. El equipo parisino no es un conjunto de tercera división, precisamente, pero el OL estaba acostumbrado a disputar las finales de esta competición… y ganarlas.

El Olympique ha sido finalista en 9 de las 11 últimas ediciones de la Champions. Solo faltó en 2014 y 2015. Su palmarés en esta competición es impresionante. La UEFA Women’s Champions League es un torneo que tiene 19 años de historia, pues bien, el Olympique Lyonnais ha sido campeón en siete ocasiones, cinco de ellas las últimas disputadas. En la de 2017 ante el PSG, que llegaba de eliminar al Barcelona en semis, a quien derrotó 7-6 en la tanda de penaltis tras un empate sin goles. Precisamente fue también el verdugo de las catalanas en 2019. Las venció por 4-1. El año pasado ganó al Wolfsburgo por 3-1. Curiosamente, tampoco las lobas jugarán las semifinales, tras ser eliminadas por el Chelsea inglés. Se hará raro no ver a las Lyonnesas en lo más alto.

El Paris Saint Germaine está un peldaño mejor que la temporada pasada en la Division 1 Féminine, la competición local gala. Se enfrentaron en la 9ª jornada con victoria parisina por 1-0 gracias al solitario gol de Katoto. Son líderes con un punto de ventaja sobre sus eternas rivales.

Esta eliminatoria ha estado marcada por los casos de Covid-19 y se ha tenido que posponer hasta regularizar la situación sanitaria de las futbolistas afectadas.

Pero ciñámonos en lo sucedido en el partido. El OL llegaba a él con ventaja, ya que venció en la ida por 0-1, gracias al tanto de Wendie Renard de penalti. Pronto se pusieron las cosas más de cara para las Lyonnesas, ya que solo habían recorrido cuatro minutos las manecillas del reloj, cuando Delphine Cascarino, ese prodigio futbolístico, se internó por banda izquierda. Luego asistió a Catarina Macario, hoy titular, que introdujo el esférico al fondo dee las mallas. Juego y set. Pero faltaba rematar el partido.

El Paris Saint Germaine no bajó los brazos ante un rival que le eliminó en la pasada Champions en semifinales y le batió en la final de la Copa de Francia. Las futbolistas entrenadas por Olivier Echouafni creyeron en sí mismas. Y fue esa fe la que movió montañas. Ya aviso Däbritz en el minuto 8 cuando estrelló un balón en el palo cuando en el 25 Grace Geyoro remató certera el esférico tras botar Baltimore un córner. Era el empate a uno y quedaba un mundo.

Iguales en el marcador, pero no como al principio. El Olympique era consciente de que un gol parisino les eliminaría de su competición talismán. Quizás esa era la causa de que el OL perdiese las riendas del encuentro, si es que alguna vez las tuvo, durante el primer tiempo. Llegó el descanso. Tiempo para reflexionar unas y reflejar su dominio con más goles en el marcador las otras para apuntillar la eliminatoria.

En la reanudación, el Olympique pareció resurgir de sus cenizas. Fue un espejismo. Las parisinas seguían testarudas en busca del segundo gol. A veces el destino es caprichoso, puedes crear ocasiones y no meter ninguna, pero en ocasiones la diosa Fortuna te favorece. Esto fue lo que le sucedió al Paris Saint Germaine. Paradojas de la vida, Wendie Renard, la heroína del partido de ida gracias a su gol de la victoria, se convirtió en la «villana» para el OL al marcar en propia puerta. Era el minuto 61 y ese tanto clasificaba al PSG por el valor doble de los goles en campo contrario.

Jean-Luc Vasseur, ténico del Olympique, decide refrescar al equipo. Realiza un doble cambio. Entran en el terreno de juego Eugénie Le Sommer y Amandine Henry en lugar de Nikita Parris y Amel Majri. Fueron unas sustituciones certeras, ya que el Olympique pasó a dominar el partido. Las de Lyon eran conscientes de que un gol, un solo gol, les sacaría del infierno en el que se hallaban y les devolvería al Olimpo de la Gloria Celestial. Pero el tiempo, ese inexorable justiciero de momentos, transcurría y todo seguía igual.

Llegó la hora de los cambios en el PSG. Antes hablábamos del tiempo. Pasa para todos menos para Formiga. La brasileña acaba de cumplir 43 años. Cuando ella comenzó a jugar al fútbol muchas de las estrellas que componen el firmamento futbolístico, ni siquiera habían nacido. Qué prodigio de la naturaleza. Además, es titular en el PSG. Fue llegado el minuto 71 cuando fue sustituida por la delantera Ramona Bachmann. Poco después entró Melvine Malard por la goleadora Catarina Macario por parte del Olympique Lyonnais. Quedaba un cuarto de hora y, ahora sí, las Lyonessas rugían con intensidad.

El conjunto parisino buscaba sacudirse el dominio del actual campeón. Así, el ténico del PSG, decidió recomponer líneas. Saltó al terreno de juego Jordyn Huitema en lugar de Sandy Baltimore. Por el Olympique, la japonesa Saki Kumagai relevó a la bilbaína Damaris Egurrola, que realizó un buen partido. También Selma Bacha por Sakina Karchaoui.

El OL, ahora sí, bajó una marcha, probablemente fruto de la frustración, del querer y no poder. Aún realizaría un cambio más el PSG, más por dejar correr los segundos que por rematar a su rival. Alana Cook suplió a Kadidiatou Diani.

Se añadieron 4 minutos al tiempo reglamentario y fue en el 93 cuando el Olympique Lyonnais tuvo la ocasión de trocar las lagrimas en sonrisas con un remate de Malard. Pero la guardameta Christiane Endler, una de las mejores porteras del mundo, amarraró el esférico y con ello la victoria y consiguiente clasificación del PSG para semifinales. Su rival será el FC Barcelona.

 

Ficha técnica

Olympique Lyonnais: Bouhaddi, Carpenter, Buchanan, Renard, Karchaoui (Bacha, 83′), Marozsan, Damaris Egurrola (Kumagai, 83′), Cascarino, Macario (Malard, 75′), Majri (Henry, 66′) y Parris (Le Sommer, 66′).

Entrenador: Jean-Luc Vasseur.

Paris Saint Germaine: Endler, Lawrence, Irene Paredes, Dudek, Morroni, Geyoro, Formiga (Bachmann, 71′), Däbritz, Diani (Cook, 87′), Katoto y Baltimore (Huitema, 82′).

Entrenador: Olivier Echouafni.

Goles: 1-0 Macario (4′), 1-1 Geyoro (25′), 1-2 Renard (pp 61′).

Árbitra: Ivana Martincic.

Tarjetas amarillas: Morroni (66′) por el PSG y Henry (73′) por el OL.

Estadio: Groupama Stadium

 

Autor: Luis Fernando Ramos

Fotografía: Paris Saint Germaine

 

 

Artículos relacionados