Valencia y Espanyol abren sus principales estadios para la Liga Iberdrola

El fútbol femenino ha dejado de ser una moda para pasar a ser una realidad. Las chicas, que antes escondían su pasión, ahora cuentan con miles de seguidores en las redes sociales y que van a animarlas jornada tras jornada. Los campos en los que antaño sólo jugaban los chicos van acogiendo, cada vez más, partidos de categoría femenina y el público no defrauda.

Y parece que el Valencia y el Espanyol se quieren apuntar a esta fiesta. Ambos clubes abrirán sus principales campos para acoger sus respectivos compromisos de Liga Iberdrola ante el Levante y el Atlético de Madrid del próximo lunes día 22.

El Valencia le devuelve la invitación al Levante (el pasado derbi se jugó en el Ciutat de Valencia) y vestirá Mestalla de gala para asistir al derbi valenciano. A falta de cuatro días y con más de 10.000 entradas vendidas, esperan como mínimo igualar la pasada entrada en el estadio del Levante que contó con más de 20.000 aficionados. Mediante el lema «elles som tots» (ellas somos todos) el Valencia llama, no solo a sus más fieles fans, sino a todo aquel admirador del deporte a que ayude a crecer al fútbol femenino, ya que el dinero de las entradas será destinado a la mejora de la cantera femenina.

Mismo día, pero unas horas antes, el Espanyol recibirá al Atlético de Madrid en el RCDE Stadium. Gran expectación la que produce este choque del que ya se han vendido más de 40.000 entradas, lo cual, de ocupar todos sus localidades, lo convertiría en el tercer partido de fútbol femenino con mayor asistencia de España. Con la permanencia asegurada las jugadoras del Espanyol buscarán lucirse ante su afición y seguir manteniendo la buena racha que atraviesan (han sumado once puntos de quince posibles en las últimas cinco jornadas) ante un Atlético al que sólo le vale la victoria para recuperar el liderato ahora ocupado por el Barcelona con un partido más.

La temporada 2018/2019 parece que está siendo la de la explosión definitiva de la Liga Iberdrola. Y es que ocho partidos en los que el club local ha abierto su estadio principal esta temporada están dentro del top-10 de asistencia en nuestro país. Sin ir más lejos, el pasado fin de semana Betis y Sevilla se enfrentaron en el Benito Villamarín frente a 23.812 espectadores. La segunda mejor marca española en esta competición de la presente temporada. El primer puesto lo ocupa el Atlético de Madrid – Barcelona en su duelo en el Wanda Metropolitano que albergó a 60.739 espectadores.

Aunque sin duda el precursor de esta idea ha sido el Athletic Club. El equipo vasco ya abrió San Mamés en 2003 con 36.000 personas. El equipo lo volvió a hacer en 2013 con 26.000 y de nuevo en la presente campaña con 24.896 y 48.121 personas (segundo mejor dato español).

El fútbol femenino ha entrado en una fase decisiva y de la que no hay vuelta atrás. Aunque aún queda mucho por hacer, ahora toca llenar los campos cada fin de semana y no solo en jornada especial.

 

Autora: Marta Muñoz

Fotografía: Lorena Peña

Artículos relacionados