El Barça, en semis, y el Atleti cayó como un grande

El Fútbol Club Barcelona U14 se ha clasificado para las semifinales del Torneo ICC Futures Champions que se está disputando estos días en la IMG Academy Bradenton, en Florida (Estados Unidos), y que Reinas del Balón está siguiendo e informando con detalle. El conjunto de Óscar Belis y Pol Grau se ha hecho con un puesto entre los cuatro mejores equipos del torneo, como primera del Grupo 3, por delante del ICC Midwest, segundo clasificado, el París Saint Germain y el Heat de Nevada. Dos victorias y una derrota. Sin embargo, un camino muy difícil y lleno de adversidades que las azulgranas han superado, una vez tras otra, con trabajo, esfuerzo, pero sobre todo, impregnando cada duelo del juego identitario del club, el ADN azulgrana.

La aventura internacional de las canteranas azulgranas no comenzó del todo bien. Lo mismo ocurrió con la aventura del aficionado culé -o el colchonero- para ver a sus respectivos equipos vía streaming. La primera jornada fue sabática, sin información alguna de los partidos, imágenes o un básico minuto a minuto en la app. Una hora y media tras la finalización del encuentro ante el PSG no se sabía nada del resultado. La situación y la organización del ICC Futures cambió y, tanto la segunda jornada como la tercera, se pudieron seguir vía streaming en YouTube y al minuto con aviso de los goles y cambios a través de la app oficial. De menos a más. Así empezó la organización y también el Barça.

En el primer duelo, el PSG se impuso al Barça con un solitario gol muy tempranero en la primera parte, las de Belis y Grau lo intentaron, pero las francesas se mostraron muy contundentes atrás. Las culés dominaron el encuentro de inicio a fin, dispusieron del balón, y el juego y las ocasiones las pusieron ellas. Sin embargo, la fuerza, velocidad y diferencia física de las francesas se impuso a la calidad, posesión e insistencia azulgrana. Un resultado quizás injusto dado que el equipo de la capital francesa apenas tuvo ocasiones y se redujo a las salidas rápidas y el contraataque, sin tampoco fortuna alguna.

La segunda jornada fue un cambio en la mentalidad y el camino del conjunto catalán en el torneo. Segundo partido y casi una final para las aspiraciones de la plantilla dentro de la competición. Se trata de una experiencia para aprender, mejorar, competir y formar -tanto para jugadoras como entrenadores- no para ganar, y más a estas edades, pero ni las jugadoras, ni el staff, ni las familias del FC Barcelona habían hecho miles de kilómetros para hacer turismo en Florida. Y eso lo mostraron las catalanas con trabajo, esfuerzo y mucho, muchísimo, compromiso de equipo en las dos últimas jornadas de la fase de grupos. Las americanas, como en el caso de las parisinas, eran más fuertes, rápidas y parecían multiplicarse en cada zona del terreno de juego. Además del habitual juego de posesión del club azulgrana y la calidad de sus jugadoras, el equipo culé tuvo que hacer un esfuerzo desmesurado en el apartado físico para sobrepasar ese punto en contra. Un aspecto en el que, al igual que el Atlético de Madrid, los equipos españoles se han visto muy desfavorecidos, y no solo españoles, los europeos también. El Manchester City, el peor europeo estadísticamente, fue superado con mucha diferencia en su grupo. Quizás un aspecto a tener en cuenta para el crecimiento del fútbol femenino en Europa en un futuro cercano.

El encuentro comenzó, como en el resto del torneo, con muy mal pie para las azulgranas. Ambos conjuntos tuvieron problemas para entrar en el partido y hacerse con el control. Apenas sin llegadas en los primeros minutos y sin nadie que dominara el encuentro, las azulgranas fueron haciéndose dueñas del esférico con el tiempo. Sin embargo, fueron las americanas quienes avisaron primero. Sánchez, antes de llegar a la media hora de juego, adelantó al ICC Midwest. A las azulgranas les entraron las dudas y los típicos miedos en estas situaciones, pero el descanso las ayudó a reencontrar su juego en el partido. En la segunda mitad, el Barça salió con las ideas claras y con la intención de dar la vuelta al marcador. Y funcionó. Primero, Martret y luego Magalí Capdevila, asistida también por Martret, remontaron el partido para sumar los primeros tres puntos en Florida. Tras el partido, el grupo 3 se encontraba con un empate a todo entre los cuatro equipos. La tercera jornada sería una auténtica final para todos.

Y así se lo tomó el conjunto catalán. No sin antes un pequeño susto. Las americanas se adelantaron a través de un penalti al que poco pudo hacer Meritxell Fuster, quien protagonizó una actuación individual espectacular. Fue primordial en una falta al borde del área, que la afición parecía cantar ya como gol. Sin embargo, la catalana fue primordial en el pase a semifinales de las azulgranas, como también lo fue su compañera Mar Pérez en la anterior jornada. Actuaciones que muestran lo bien cubierta que está la porteria del FC Barcelona para el futuro. El Barça domino y fue quien puso el ritmo al partido, buscando contínuas llegadas por banda derecha y aprovechando la velocidad de Maya Henley, quien fue un quebradero de cabeza para la zaga americana. En la segunda parte todo cambió, las azulgranas hicieron varios cambios y el dominio se convirtió en peligro y finalmente, en gol.

Primero con un gol de Capdevila, asistida de nuevo por Martret, en la clásica llegada hasta línea de fondo para que la delantera definiera al fondo de la red. Y después, con uno de los goles del torneo. Quizás, la mejor carta de presentación de una jugadora de la que Reinas del Balón ya ha hablado antes. Celia Segura aprovechó una jugada aislada para sacar de la ‘nada’ todo aquello que necesitaban, el pase a semifinales. Escorada en la izquierda, pisó el balón, realizó una bicicleta, dos, tres y, encarando, se deshizo de la defensa, para salvar el balón en la línea de fondo y engañar a la guardameta para acabar introduciendo, casi sin ángulo, el balón al fondo de la portería rival. Segura emuló a Gerard Piqué en el 2-6, una finalización al alcance de pocos. Un gol con el que la afición y la plantilla estalló de alegría. El Barça estaba entre los cuatro mejores equipos del torneo.

Después de dos jornadas de competición, las azulgranas -junto al Infantil A– han visitado diferentes localizaciones del territorio americano y han podido disfrutar de un partido de baloncesto universitario. Tras el descanso y la recuperación de las piernas, el conjunto de Belis y Grau disputará las semifinales del torneo este sábado frente al LAFC Slammers – primer clasificado del grupo 2 – a partir de las 00:00 horas de la noche. El partido se podrá seguir en directo a través de los canales oficiales del torneo -YouTube, Facebook y Twitter- y a través de la app oficial. A las 2 horas de la madrugada (hora española) se verán las caras ICC West -primer clasificado del grupo 1- y Player Development Academy -segundo mejor clasificado- por el otro puesto en la gran final. La gran final del ICC Futures Champions será el domingo a las 21:00 horas de la noche.

 

El Atleti, eliminado, cayó como un grande

 

Emplazado dentro del Grupo 1, junto a dos de los ICC AllStars Teams (East y West) y el potente Concorde Fire, actual ganador de una de las ocho ligas USA -la South East Conference-, el combinado sub-14 del Atlético de Madrid Femenino da por finalizada su participación en la fase de grupos. Empatadas a 4 puntos con el 2º clasificado, las futbolistas colchoneras de edades comprendidas entre los 13 y 14 años han finalizado en una meritoria 3ª posición, compitiendo de “tú a tú” con jugadoras de una de las ligas más potentes del mundo: la Elite Clubs National League (ECNL). Una liga denominada por los americanos como “the nation´s premier youth soccer league”. O lo que es lo mismo, la “creme de la creme” de las futuras estrellas de la mayor potencia futbolística del mundo.

Una derrota (1-2 frente al ICC West), una victoria (0-2 contra el Concorde Fire), y un empate (con un emocionante 5-4 en la tanda de penaltis ante el ICC East), no fueron suficientes para un equipo que no dudó en tirar de “coraje y corazón” cuando las fuerzas no les acompañaron.

En el partido inaugural ante el ICC West, el archiconocido “jet lag” fue una realidad para las rojiblancas. Unido a una temperatura de 27º y una humedad de más del 90%, al equipo le tocó lidiar con el cansancio acumulado tras las más de 20 horas de viaje del día anterior.

Un gol tempranero -sobre el minuto cinco- de las americanas fue la clave. Una rapidísima jugada ejecutada por banda derecha y al primer toque, hizo entrar el primer tanto en la portería colchonera. Aun así, las rojiblancas no se vinieron abajo e incrementaron la intensidad sobre el rival, lo que las llevó a tener una ocasión peligrosa al borde del área. Ejecutada a la perfección por Lidia, acabó convirtiéndose en, casi seguro, uno de los golazos del torneo. Pero las americanas reaccionaron rápido, con varias ocasiones claras en contrataque que fueron atajadas brillantemente por la portera Nai. De nuevo, una jugada a balón parado fue definitiva para el resultado final de 1-2 a favor del combinado del Oeste americano. Un córner con un remate de cabeza que acabó en el fondo de la red, un gol donde las españolas se quejaron con efusividad por una posible falta a la portera en el área pequeña.

Con apenas 3 horas de diferencia, las jabatas del Atlético de Madrid U14 tuvieron que saltar al verde para su segundo partido. En el mejor partido de las de la capital española, las americanas salieron con mucha intensidad, contando con una clara ocasión al comienzo del encuentro. Sin embargo, el Atleti no se amedrentó y jugó casi todo el tiempo en campo contrario, pero solo creaban peligro al mover rápido el balón, mientras que los balones divididos eran todos para el Concorde Fire. Por ello, fue fundamental adelantarse en el marcador con gol de la delantera colchonera Carla y marcharse al descanso con un resultado favorable. En el segundo tiempo, el equipo rival salió a por todas con una clara oportunidad en el minuto 4, pero un penalti a favor del Atleti alrededor del minuto 20 -materializado por Carla– dio tranquilidad al equipo. Aun así, las americanas no se relajaron y tuvieron varias ocasiones, incluidos varios contraataques peligrosos y un córner sacado bajo palos por las madrileñas. Asimismo, también las colchoneras tuvieron su oportunidad de aumentar el 0-2 definitivo con un tiro al palo de Sol antes del pitido final.

En el tercer y último partido, cualquier cosa podía pasar de cara a la clasificación final. Un encuentro con dos equipos muy igualados, con un planteamiento táctico muy parecido por ambos entrenadores: defender bien la portería y aprovechar ocasiones en contraataques rápidos. Con 0-0 al descanso, el segundo tiempo estuvo marcado por la ansiedad de ambos equipos por marcar, lo que los llevó a cometer demasiados errores en el juego, desembocando finalmente en la no deseada tanda de penaltis. Una tanda emocionante que se decidió por pequeños detalles, donde las guardametas de ambas escuadras fueron protagonistas al parar sendos lanzamientos, siendo finalmente un tiro al larguero de las colchoneras quien dio la victoria al combinado americano del Este. Una despedida un tanto agridulce, pero que no debe empañar el gran campeonato realizado por el Atleti ya que han competido cara a cara contra jugadoras de gran nivel de todo el panorama estadounidense.

No podemos dejar de mencionar los nombres de todas estas heroínas, maravillosamente guiadas por un gran cuerpo técnico, con Andrés García a la cabeza (1ª entrenador), Laura Soriano (2ª entrenadora), Sergio García (Preparador Físico) y David Bravo (Entrenador de Porteras). Todas ellas arropados por Isabel Barrios como Coordinadora y máxima responsable de la expedición rojiblanca. Y, sobre todo, no olviden los nombres de las verdaderas protagonistas: Sofía y Nai en la portería; Vázquez, Katia, Lidia, Alicia, Andrea y Yoli en la defensa; Beli, Raquel Gómez, Raquel Iñigo, Paula, Juliet, Sol, Mónica como medio centros y extremos; y Sofía, Zoe y Carla como delanteras.

Un cuerpo técnico y 18 auténticas jabatas que, tras el día de descanso, recuperarán fuerzas para seguir dejando, sin lugar a duda, el pabellón del Atleti bien alto en los partidos de una posible fase de consolación.

 

Autores:

Jesús Burgos

Pilar Villanueva

Fotografía:

Eduardo de Benito

 

 

Artículos relacionados