Las de Tigres son campeonas de la Liga MX Femenil 2020

Después de tanta incertidumbre, durante una pandemia que nos ha dejado recortes en los planteles y muchas lesiones graves para varias jugadoras. Por fin, llegamos a la culminación de la competencia. Al inicio del torneo, se esperaba que llegaran otras contendientes a tumbar la hegemonía regia. Tigres y Rayadas, los mejores equipos del futbol femenil mexicano, uno teniendo dos copas y el otro, siendo campeonas actuales de liga. Conforme fue avanzando el torneo, tuvimos sorpresas pero en la liguilla, todo volvió a lo que se esperaba. Cuarta final entre los equipos regios. Resultado que trajo a debate el progreso de la liga e incluso, el daño que se le podía hacer a la competencia al tener de nuevo, los mismos finalistas. Opiniones hubo muchas pero en lo que todos estuvimos de acuerdo, es que iba a ser la mejor final que podíamos tener en este Guard1anes 2020.

[Ida] Todo comenzó en el «Gigante de Acero«. Esta fue la primera final regia en la que Rayadas comenzó de local. Sucedió gracias a su posición en la tabla general de la fase regular. En esta ocasión, Tigres terminó la última jornada teniendo la mejor ofensiva, la mejor defensiva, líder general y con la ganadora del trofeo de goleo individual, Katty Martínez; por lo que las «máximas campeonas» del futbol femenil mexicano tuvieron el privilegio de cerrar las llaves de cuartos, semifinales y final en su estadio. Un dato más para agregar al contexto: en su enfrentamiento en fase regular, Rayadas se llevó el partido 1-2. Evidentemente, Tigres quería revancha.

Las acciones comenzaron y de inmediato, Tigres comenzó a construir su juego ofensivo. La baja de Mónica Flores (defensa, fuera de la convocatoria para ese partido por lesión) comenzó a sentirse desde un inicio. El ímpetu universitario se reflejó apenas al minuto 7, Stephany Mayor controló dentro del área y al dar la vuelta, remató al poste derecho de Alejandria Godinez; anotación anulada por fuera de lugar pero, fue el primer aviso de las visitantes. Se decía que iba a ser la final más cerrada por el buen nivel con el que ambos equipos llegaban, en realidad, en el primer tiempo la paridad se mostró en un par de ocasiones nada más. Rayadas quiso reaccionar pocos minutos después, llegando al arco de Ofelia Solís, desafortunadamente, sin puntería. Al 18′, el partido comenzó a mancharse por el trabajo arbitral. Curiosamente, es un factor negativo, y frecuente, en la Liga MX Femenil. Como no se cuenta con VAR, múltiples decisiones se han visto afectadas por el criterio de la cuarteta. En esta ocasión, tras una falta casi a medio campo, Stef Mayor volvió a tenerla clara casi en el área chica pero Desiree Monsiváis se barrió para bloquear el tiro. En la transmisión y en múltiples repeticiones, se concluyó que era penal pero Francia María, la árbitro central, no lo marcó así. El juego de Roberto Medina se vio claro, Tigres tuvo la posesión de balón y sus llegadas por las bandas concluían en remates que se iban por poco desviados o a las manos de Godinez. Jacqueline Ovalle, Natalia Gómez Junco y Mayor, comandaron el ataque durante los primeros 45 minutos. La jugada más peligrosa a favor de las locales vino de los botines de Diana Evangelista. La «8» recibió el balón recuperado por Christina Burkenroad y condujo hasta ingresar al área. De nuevo, desafortunadamente, se precipitó y tiró demasiado cruzado sin peligro para Ofelia Solís.

Comenzaron los segundos 45 minutos y de nuevo, Tigres decidido a llevarse la ventaja en la ida pero, ahora con mayor participación de Katty para ponerse delante. Otra vez, Francia María y su cuerpo arbitral hicieron de las suyas. Al 53′, jugada dudosa dentro del área, barrida de Ricla Rajunov sobre Ovalle, se marcó tiro de esquina. Se cobró y después de múltiples rebotes, el balón regresó a la banda para que Liliana «Sully» Mercado centrara un balón perfecto al corazón del área, balón que terminó siendo conectado con la cabeza por Katty «Killer» Martínez. Sorpresivamente, se anuló marcando fuera de juego.

Image
 Fuente:@TigresFemenil

Rayadas quiso reaccionar y ahora, barrida dudosa de Greta Espinoza sobre el remate de Monsiváis, de nuevo, Francia no marcó nada. Al 54′, Rebeca Bernal (Rayadas) intentó hacer daño con un tiro libre desde casi media cancha, balón que pasó encima del larguero. Sin embargo, la posesión y ataque seguía siendo de las visitantes. Intento tras intento, al 60′, se marcó una falta en la media luna a favor de Tigres. Entre múltiples opciones para un buen tiro, Ovalle fue la elegida para ejecutar hacia al poste derecho de Godínez, el balón no iba tan esquinado y Alejandría ya lo tenía en sus manos, para su mala suerte, el balón se le resbaló y terminó entrando para el 0-1. Continuaron las acciones, al 70′, Junco estuvo a punto de marcar el segundo para Tigres pero se fue por el lado derecho. El dominio continuó siendo alto, al grado de que la posesión de las visitantes llegó a un 64%, querían una ventaja que les diera mayor tranquilidad para la final de vuelta. No hubo más goles en el marcador pero el marcador con la diferencia mínima dio un escenario en el que todo podía pasar en el partido en el Estadio Universitario.

Y… llegó la fecha esperada, lunes 14 de diciembre 2020: el cierre del torneo en casa de Tigres Femenil. Teniendo la desventaja, Rayadas hizo su llegada con dos noticias; la buena, la recuperación de Mónica Flores, la mala, la baja de su capitana, Rebeca Bernal. La «4» presentó síntomas similares al COVID – 19, a pesar de no ser confirmado, el protocolo obliga a aislar a la jugadora.

[Vuelta] Comenzó el primer tiempo y de nuevo, Tigres tomando el balón para poder atacar explosivamente. Lo bueno es que las Rayadas entraron con mayor concentración y con un planteamiento más ofensivo que en el primer partido. El medio campo con Valeria Valdez y Diana García, comenzó a aportar para recuperar balones e intentar construir el ataque. Ambos equipos con presiones altas y acciones defensivas sin errores. Duelos a destacar, Mosiváis y Burkenroad contra Cristina Ferral y Greta Espinoza; del otro lado, Mayor y Martínez contra Mariana Cadena y Mónica Flores. Pocos remates en el 1º tiempo para ambas escuadras, 3 y 2, Tigres y Rayadas, respectivamente; las «amazonas» teniendo sus características llegadas por las bandas. Ovalle por poco y sorprende en un tiro de esquina y casi terminando la primera parte, Bianca Sierra intentó por el lado derecho pero Godinez atajó de la mejor manera. Por su parte, Rayadas comenzó a acercarse al área pero los últimos pases eran erróneos. La única jugada de peligro, por fin, Christina Burkenroad (32′) dio la vuelta al borde del área y remató un poco despacio pero dirigido, el balón pasó rozando el poste derecho de Solís.

Últimos 45 minutos, todo o nada para ambos. Parecía que Tigres lo tenía bajo control pero a pesar del ímpetu ofensivo, Rayadas no cometió ningún error en cuestión defensiva. Los pocos tiros al inicio del segundo tiempo, se fueron desviados o a manos de Alex Godinez. A destacar, una jugada bien construida que Stef Mayor recibió de pecho y de espaldas al marco, intentó rematar de «chilena» pero nada de gran preocupación. Era el minuto 70′ y Rayadas no podía acercarse para generar peligro, aún así, la presión alta hizo que Desiree pudiera robar un balón en la salida «tigre» pero se precipitó tirando muy lejos de la portería. Con poco tiempo restante, «Tito» Becerra realizó cambios buscando una mejora en ataque, Dinora Garza y Yamile Franco adentro. De su lado, Medina ingresó a Belén Cruz, quien se perdió la final de ida por lesión. Muy cerradas las acciones, ambas buscaban un gol que les diera un respiro, «chispazos» de ambos lados pero de nuevo, defensivas impecables que hicieron que el balón no se moviera del medio campo. El ingreso de Aylin Aviléz ayudó a que Rayadas tuviera un segundo aliento. Al 89′, en un pase filtrado, Mosiváis quedó sola en el área pero no pudo controlar bien para poder definir, vaya que la lamentó porque fue la más clara que había tenido. Minutos después, intentó de nuevo de cabeza pero nada cerca y nada clara. Los 3 minutos añadidos se fueron acabando con faltas en contra de Tigres. Sin embargo,  literalmente en la última jugada, la ofensiva «rayada» por fin creó un contragolpe que Annia Mejía (93′) logró concretar. Marcador global: 1-1 y se mandó el partido a penales. Vale la pena repetir la jugada.

Serie de penales

  1. Desiree Mosiváis (acierto)
  2. Katty Martínez (acierto)
  3. Christina Burkenroad (falla)
  4. Liliana Mercado (acierto)
  5. Mariana Cadena (acierto)
  6. Nancy Antonio (acierto)
  7. Valeria Valdez (falla)
  8. Cristina Ferral (falla)
  9. Yamile Franco (atajada de Ofelia Solís)

Con el marcador 3-2 en penales, Tigres en su estadio, logró su TERCER CAMPEONATO, las felinas lograron acrecentar su número de copas, consagrándose las más campeonas del futbol femenil mexicano. La primera copa la ganaron bajo el mando de Osvaldo Batocletti, la segunda con Ramón Villa Zeballos y ahora, bajo la dirección de Roberto Medina. No cabe duda que el proyecto bien estructurado da frutos y es ejemplo para el resto de los equipos de la liga.

El torneo Guard1anes Clausura 2021 comienza el 7 de enero 2021. Poco tiempo de descanso, el resto de los equipos ya están regresando a pretemporada.

Autora: Ruth Esparza

Fotografía Destacada: TigresFemenil

Artículos relacionados