Rodillo alemán

Sólo le faltaba a Alemania en este Mundial coger buenas sensaciones frente al marco rival después de sólo haber podido superar por la mínima a China y España en los anteriores encuentros. Para ello tenía enfrente a la víctima propicia, el conjunto de las Bayana Bayana, que ya se desconectó del Mundial después de perder con China, a pesar que una victoria podía aún otorgarles alguna esperanza de clasificación.

Alemania pronto dejó claras las claras con el primer gol de Leupolz a la salida de un córner. Esta falta de tensión en la zaga sudafricana se vio reflejada claramente en el segundo gol germano de las botas de Daebritz, que aprovechó un incomprensible error de la cancerbera africana. Una Dlamini que posteriormente compensó con creces ese error puesto que de no haber sido por ella la goleada hubiera podido ser escandalosa.  Con los posteriores goles de Popp de certero remate de cabeza antes del descanso, y el cuarto de Magull en otra jugada reflejo de la debilidad de la zaga Bayana Bayana al rematar desde la misma línea de gol un balón que nadie acertó a rechazar a la salida de un nuevo córner, Alemania encara la fase de octavos con el olfato goleador recuperado y si a ello le unimos la solidez defensiva mostrada, la Maanschaft se presenta nuevamente como una de las candidatas a las que mejor evitar en esos cruces.

Por su parte, las sudafricanas se despiden de Francia con tres derrotas en otros tantos encuentros, con un solo gol marcado precisamente ante España, y con un nivel que ha ido de más a menos a lo largo de los encuentros de la fase de grupos. Francia pierde con ellas una de las selecciones que más colorido y frescura aportan, pero al país galo se ha ido a competir en el terreno de juego y las sudafricanas no han cumplido las expectativas que hubiesen podido generar a su alrededor y que mostraron frente a España a la que tuvieron contra las cuerdas durante gran parte del partido.

Ficha técnica:

Sudáfrica: Andile Dlamini, Lebohang Ramalepe, Janine Van Wyk, Noko Matlou, Nothando Vilakazi, Refiloe Jane, Kholosa Biyana (Leandra Smeda 89’), Mamello Makhabane, Busisiwe Ndimeni, Amanda Mthandi (Thembi Kgatlana 46’), Ode Fulutudilu (Rohda Mulaudzi 46’).

Alemania: Almuth Schult, Sara Doorsoun-Khajeh, Verena Schweers (Carolin Simon 46’), Marina Hegering, Giulia Gwinn, Melanie Leupolz, Sara Dabritz, Lina Magull, Svenja Huth (Linda Dallmann 59’), Alexandra Popp, Klara Buehl (Lea Schueller 66’).

Goles: 0-1 Leupolz 14’, 0-2 Dabritz 29’, 0-3 Popp 40’, 0-4 Magull 58’.

Colegiada: Sandra Braz (Portugal).

Asistentes: Julia Magnusson (Suecia), Lisa Rashid (Inglaterra).

Cuarta Colegiada: Stephanie Frappart (Francia).

Árbitros asistentes de vídeo: Clement Turpin (Francia), Manuela Nicolisi (Francia), Drew Fischer (Canada).

Árbitro asistente de reserva: Michelle O’Neill (Irlanda).

Stade de la Mosson – Montpellier

Asistencia: 15502 espectadores.

 

Autor: Enric Solé Altarriba

Fotografía:

FIFA

Artículos relacionados